Maverick Viñales sale del laberinto (por ahora)

Mejor tiempo para Maverick Viñales en la primera jornada de test en Valencia, algo inesperado si tenemos en cuenta las muchísimas dificultades que tuvo el gerundense durante el pasado fin de semana en Cheste. Además, el del Movistar Yamaha ha destacado que se siente cómodo tanto con la moto completa de 2017, como con el chasis de 2016 sobre el motor de este año. Valora positivamente lo que está consiguiendo Zarco.



Resulta difícil explicar qué le sucede a Yamaha. La situación es realmente extraña. Después de un fin de semana nefasto con la moto de 2017, tanto Rossi como Viñales montaron el domingo el chasis 2016, manteniendo el motor y el resto de componentes de la moto de este año. Después de no haber podido probarla apenas en el warm up, donde sufrió una caída, Maverick no pudo pasar de la 12ª posición en carrera.

Teniendo la misma base del domingo, Viñales ha conseguido el mejor registro del día con esa moto; es decir, chasis 2016 y motor 2017, con la que ha rodado por la tarde, consiguiendo el tiempo de referencia del día (1:30.189) tras superar por dos décimas a Johann Zarco, quien hoy ha deslumbrado cuando se ha subido por primera vez a la moto de 2017. Sí, la misma con la que Viñales y Rossi estaban sufriendo de lo lindo en la última parte de la temporada.

Mezcla de sensaciones para Maverick, que se muestra satisfecho pero que no es capaz de explicar el grandísimo contraste que hay respecto al fin de semana del Gran Premio: «Para mí, como piloto, esta diferencia respecto al GP es peor, porque al final estaba al mismo nivel el domingo que hoy y la diferencia es de un segundo y medio por vuelta. Para mí, es un lío en la cabeza, no lo entiendo. De todas maneras, hay que centrarse en nuestra moto y en nuestra puesta a punto, y continuar trabajando duro».

El piloto del Movistar Yamaha no está preocupado por el gran nivel de Zarco, muy rápido con la moto de 2017, con la que Rossi y él han tenido muchos problemas. Para el de Rosas es una buena noticia que haya un piloto más de Yamaha que esté a un nivel tan alto: «Si miras la tabla de hoy, no es un problema. Zarco está a un gran nivel, lo ha demostrado y está siendo una referencia para nosotros. Es muy buena referencia que haya estado delante en las últimas carreras, tanto en agua como en seco. Ver que la moto está ahí, quiere decir que tiene nivel, y nuestro equipo puede hacer que funcione aún mejor, en teoría hacerla funcionar un poco mejor. Es lo que estamos buscando, una mejor puesta a punto. Está claro que Zarco tiene más experiencia con la 2016, la tiene más por la mano, pero igualmente ha hecho el tiempo con la 2017. Entonces, no hay excusa, hay que trabajar duro y sacarlo.

Añade que ha sido fuerte tanto con la de 2016 -con motor 2017- y la de 2017 al completo: «Estoy contento porque hoy me he sentido muy similar con la ’16 y la ’17 y los tiempos eran iguales, pero sí que es cierto que Zarco ha estado luchando en las últimas carreras y nosotros hemos estado detrás. Hay que trabajar y trabajar para el fin de semana de carreras para ser más competitivos».

Para Maverick, la diferencia entre el domingo y este martes «ayuda a entender que el chasis no iba tan mal como parecía. Sinceramente, es difícil de entender, ahora Yamaha hará los análisis e intentaremos ver qué ha cambiado del domingo a hoy y hacer una valoración. Es positivo para mí como piloto, porque me tranquiliza que sigo siendo rápido como siempre. Me da confianza volver a apretar y eso es muy importante mentalmente».

El gerundense destaca la importancia de tener una tercera ‘pata’ en la que apoyarse, la opinión y sensaciones de un tercer piloto que lleve el mismo material que los oficiales para seguir evolucionando. Aun así, no se moja a la hora de opinar si Yamaha le debería dar el mismo material que a él y que Rossi para ir los tres en la misma línea: «No lo sé, eso recae en Yamaha. Como piloto, puedo decir que es importante tener a otro más y hacer más pruebas. Tienes más caminos que escoger y si una parte del equipo se pierde, se puede apoyar en la otra. Es importante, Zarco está a un gran nivel y puede utilizarlo, puede llegar al máximo. Como nosotros, muchas veces tenemos que probar piezas, y él está al nivel para saber si funcionan o no».

Contento con el nuevo carenado


Una de las novedades que ha probado Yamaha durante algunos momentos de este martes es un nuevo carenado, con unos apéndices más abultados que los que habían llevado hasta ahora. Este nuevo elemento ha lucido hoy en carbono y han podido sacar unas primeras conclusiones con él.

«El nuevo carenado me ha gustado, ha sido positivo. Algunos puntos débiles de la moto funcionan bien con el nuevo carenado. Volveremos a confirmarlo en Sepang y en otros entrenamientos, pero parece que funciona mejor que el que llevamos ahora. Me ayuda sobre todo en la frenada y sobre todo al dejar los frenos, ahí me ha ayudado mucho. Es uno de los puntos débiles de este año y a ver si podemos mejorar ahí, que parece que podremos», ha explicado el catalán.

Siguiente
Anterior

Cargando artículo